Regresará el PRI rápidamente a la competencia: Beltrones

El PRI está obligado, luego de un ejercicio de reflexión, a definir sus posiciones ideológica y política, así como su futuro, porque ahora le toca ser partido y no Gobierno, y ahí es en donde deberá de hacer valer su fuerza, puntualizó Manlio Fabio Beltrones Rivera.
“El PRI tiene grandes posibilidades en su reforma, de volverle a hablar a una enorme mayoría de los mexicanos… pero rápidamente regresaremos a la competencia, para eso son los partidos, son una parte de México”, dijo el ex dirigente nacional del tricolor.
En entrevista para EL IMPARCIAL, el ex Gobernador de Sonora enfatizó que el PRI ha sabido cambiar, reconocer aciertos y rectificar sobre sus errores, y por ello no es casualidad que sea uno de los partidos más longevos en el mundo ya que cumplirá 90 años de su fundación en marzo de 2019.
Beltrones Rivera charló, desde su oficina en la Ciudad de México, respecto a su visión sobre el Gobierno que encabezará Andrés Manuel López Obrador, el tipo de oposición que deberá ser el PRI en el País y el Estado, y del resultado de la elección del pasado 1 de julio, entre otros temas.
A continuación la entrevista:
Después del resultado de las elecciones, luego del triunfo de Andrés Manuel López Obrador, ¿quiénes ganan y quiénes pierden?
Manlio Fabio Beltrones Rivera (MFBR): Cualquier elección deja lecciones. Las que hoy sucedieron el primero de julio, dejaron un muy claro ganador de la Presidencia de la República, como hacía mucho no lo veíamos, con una alianza que le generó un 53% de apoyo.
Y partidos políticos que, si otrora ocuparon la Presidencia de la República, hoy no se ven favorecidos de esa manera, y que deberán de hacer sus reflexiones.
Tanto el partido que tiene la oportunidad por primera vez de gobernar, por cierto de reciente cuño, como es Morena, y su más conspicuo representante que es Andrés Manuel López Obrador, como los otros partidos políticos que intentaron alianzas también novedosas, y que no tuvieron éxito.
La reflexión debe ser de quien ganó porque la responsabilidad de hacerlo con tanto apoyo popular lo obliga a cumplir lo ofrecido en campaña, sin pretexto alguno, ya que con su simple mayoría los puede llevar a efecto.
Si a mí me tocara hacerlo en el partido en el que yo milito y que creo que tiene mucho que reflexionar, tendríamos que empezar por admitir que los partidos políticos tradicionales, espero que momentáneamente, dejaron de representar al 53% de los electores, lo cual es un tema que, de inicio, debe ser preocupante, y que un partido nuevo ocupó ese escenario.
Es posible que eso sea porque los partidos tradicionales hicieron campañas ofreciendo futuro y Andrés Manuel, inteligentemente, ofreció ocuparse del presente y de reflexionar sobre el pasado.
La reflexión que en este caso deberá hacer el PRI, que ya han anunciado que van a entrar en un análisis profundo, ¿qué aspectos debiera incluir necesariamente?
MFBR: Si el PRI, como un muy buen partido político, y que se le podría reconocer en cualquier parte del mundo, tiene más del 20% de la votación, viene siendo un partido con presencia indiscutible y con posibilidades de participación en los próximos años de manera exitosa, siempre y cuando se comporte como tal y que represente de manera auténtica una corriente política que está en el espectro nacional.
Hago la anotación porque necesariamente tendríamos que ver qué tanto éxito tuvimos con un candidato que no era priista: Valioso, auténtico, inteligente, preparado, pero que a final de cuentas tardó en ser admitido por el electorado priista, algunos alcanzan a decir, yo no lo podría todavía comprobar, de que ni pudimos tener a todos los priistas de nuestro lado ni tampoco logramos convencer a los no priistas, de que él representaba una corriente distinta. Quedamos en el peor de los mundos, pero con el mejor candidato.
En el caso del PRI, yo creo que hay que trabajar sobre una profunda reforma del partido, que plasme de manera transparente cuál es su posicionamiento ideológico y programático, que desde hace tiempo lo venimos empujando muchos de nosotros como una sociedad en democracia en el centro-izquierda del espectro político nacional.
Para una próxima elección en 2021, ¿sí considera que pudiera tener posibilidades, cuando la fuerza, la presencia del PRI se debilitó en gubernaturas y en el Congreso en la elección?
MFBR: La verdad es que cuando un partido político se planta de manera fiel y decidida, y convencida de lo que representa, no necesita el poder en gobiernos de los estados y municipios, o a nivel nacional como para ser exitoso.
Y eso lo podríamos quizá ejemplificar con este fino trabajo de 18 años que llevó a cabo Andrés Manuel López Obrador, a final de cuentas su éxito y su triunfo es un premio a la perseverancia y al planteamiento que con honestidad, quizá terca honestidad, de un planteamiento que nunca varió.
En buena parte, el triunfo se lo han dado no nada más a él, sino a muchos desconocidos que fueron postulados a distintos puestos de elección popular en el País, tan es así que se ha vuelto muy recurrente aquella frase de que el primero de julio no ganó “ya sabes quién”, sino ganó “quien sabe quién”.
Los triunfos y las derrotas no son de una vez y para siempre, se tienen que confirmar cada tres años, y el poder desgasta. Y como decía Luis Donaldo Colosio: Y más desgasta el no poder.
¿Usted cómo ve el País que está diseñando Andrés Manuel López Obrador en estas últimas semanas?
MFBR: Son escasas dos semanas en las que hemos escuchado todos los días alguna propuesta o algún anuncio y valdría la pena valorarlas en su efectividad en el tiempo.
Algunas de ellas suenan lógicas, adecuadas, otras novedosas, y muchas otras más que quisiéramos verlas realmente construidas en el futuro. Creo que muchos han calificado ciertas decisiones que todavía no se implementan, como convenientes, y otros más dudan de que se puedan llevar a cabo.
Así como se habla bien de la austeridad con la que se quiere gobernar, como que deja un poco la sensación de ligereza el anunciar que la pacificación del País, o en ella, participará el Papa, que después fue desmentido.
O cómo va a combinar su espíritu republicano verdaderamente compartido con gobernadores y gobernadoras de partidos políticos con esos supuestos representantes únicos del Gobierno federal para administrar los recursos federales.
En el tema de los coordinadores estatales, ¿qué riesgos advierte en esta relación Gobierno estatal-Gobierno federal en cuanto al federalismo?
MFBR: Hay quienes incluso los han llamado en las columnas políticas virreyes, co-gobernadores, sin la legitimidad del Gobierno democráticamente electo. La verdad es que hay muchas lagunas en lo que quieren hacer, y a mí me gustaría esperar a que nos digan cuáles van a ser sus verdaderas funciones.
Porque si son de representantes totales pues tendría que ser alguien multifacético, que no lo identifico bien en alguna entidad, al menos de los nombres que pusieron sobre la mesa, como para poder dominar economía, sociología, ingeniería civil, seguridad pública o seguridad nacional, incluso atención a los desvalidos, o discapacitados o con capacidades diferentes.
¿Qué reto tendrá la gobernadora Claudia Pavlovich, cuando tiene en el Estado oposición de Morena y ahora también en el Gobierno federal?
MFBR: El mismo reto que tienen muchos otros gobernadores en distintas entidades que están en la misma circunstancia con el fenómeno electoral del primero de julio del 2018.
Un buen político gobierna en la oportunidad y en la dificultad. Tendrá que ajustar su Gobierno a la circunstancia que es inocultable, de tal forma que el Poder Ejecutivo deberá de enseñarse a convivir con un Poder Legislativo en donde hay una mayoría de otro partido, pero donde todos son sonorenses, y todos, estoy seguro, que deberán de buscar cómo ayudar, generando un precedente que se repita a nival nacional.
¿Qué deberá de hacer el PRI en Sonora rumbo al 2021 para retener la gubernatura, con qué propuestas y qué perfiles deberán contar hacia este proceso?
MFBR: Lo dije hace un rato, y no es más que una verdad de perogrullo, de que el PRI, junto con otros partidos políticos, en buena parte debe de reconocer que un amplio electorado no se identificó con él en estas elecciones, ahí están las votaciones.
Y aun cuando el PRI, estoy convencido, sobre todo a nivel Sonora, que escogió buenas candidatas y buenos candidatos en su enorme mayoría, tendrá que revisar la manera cómo los seleccionó, los procesos internos, y acercarse más, aunque estén convencido que son los mejores, a la discusión y a las selecciones internas de los mismos.
Hay que hacer participar más a los militantes y a los simpatizantes del PRI cuando se escoge un candidato.
¿Cómo ve a Sylvana Beltrones en esta nueva responsabilidad que le dieron los sonorenses al elegirla para estar en el Senado?
MFBR: Es difícil hablar del amor filial, pero la veo con mucho cariño y con mucha confianza. El cariño paternal, y la confianza en saber que ha trabajado y mucho, que nada le ha sido obsequiado, que fue una magnífica diputada federal, que tiene una gran técnica legislativa que le va a servir en el Senado, y un enorme compromiso con más de 300 mil sonorenses que le dieron también su confianza.
¿Y en el rol en que usted estará ahora dentro del partido, en la vida política nacional, en estos nuevos tiempos?
MFBR: Estoy siendo invitado a la reflexión sobre la reforma del partido. El día de hoy, incluso, estaremos ya en la Comisión Política Permanente hablando de ello y seguiré muy activo pensando en que lo que más nos ha dado a nosotros permanencia y existencia, ha sido el saber reformarnos a tiempo.
El año que entra el PRI cumplirá 90 años, no es por casualidad o milagro que haya permanecido como uno de los partidos más longevos en el mundo. Y esto se debe a que ha sabido cambiar, ha sabido reconocer sus aciertos, pero sobre todo, rectificar sobre sus errores, y es la hora de que volvamos a hacer una reflexión.

Deja un Comentario

Tu dirección de email no será publicada. Required fields are marked *

*