Politica Regional

Tras haber entregado el documento de su tercer informe de gobierno en el Congreso Local, el gobernador Guillermo Padrés dijo el sábado pasado que su administración aún tiene muchos pendientes  que atender, los cuales van desde la vivienda, pavimentación, combate a la pobreza y educación, a lo que el columnista agregaría que también está el grave pendiente de los adeudos –mínimo siete meses— a los proveedores de toda la entidad, entre ellos varios medios de comunicación

  “A mí me queda muy claro eso, y en ese ánimo y en respeto a lo que sabemos que tenemos que hacer es que le informemos al ciudadano el avance, como vamos a para poder llegar a atender esas necesidades de los sonorenses y respetando plenamente las exigencias justas que nos hacen los ciudadanos para que sean atendidas por el gobernador”, indicó el jefe del ejecutivo, quien este lunes “madrugó»” para enviar su mensaje a la población en los patios de palacio.
Tras entregar el documento (el sábado pasado) al presidente del Congreso , el panista José Everardo López, el mandatario había subrayado que había muchos pendientes, “hay que ser muy claros, yo reconozco y veo que hay mucho por hacer en el estado de Sonora, que hay mucha gente todavía que está esperando que podamos atender sus solicitudes”, aprovechando un servidor para ser portavoz de varios proveedores a los que los adeudos estatales lo están asfixiando económicamente.
Tal es el caso del amigo, doctor Jorge Pablos, a cuya empresa regional distribuidoras de medicamentos se les adeudan millones de pesos, siendo las facturas más recientes  las de enero del año en curso, peor hay facturas de hasta marzo del 2011; también mi amigo, el licenciado Rubén Leal, está ayudando a una señora de avanzada edad cuyo único ingreso es la renta de su casa (calle Hidalgo, sector centro) la Sedeson. A Grupo LARSA le deben desde hace un año, así como a otros medios de comunicación social.
No le pagan desde hace siete meses, mostrándonos el abogado el contrato de renta firmaron por Luis Alberto Plascencia Osuna, titular de la Sedeson, y por el director de Bienes y Concesiones, quienes no dan la cara, pero, eso sí, el Chabeto dándose vida de rey, no dilatando en emular a varios de los Secretarios que de manera cínica y corriente se divorciaron de sus consortes para volverse a casar al haber agarrado carnita fresca y joven y hasta adquiriendo fastuosas residencias, llamándosele al gabinete del “Nuevo Sonora” “nido de rabo verdes”.
En ese inter de altos funcionarios, Samuel Valenzuela reveló el sábado que Jorge Morales Borbón sale de Comunicación Social, relevándolo Vicente Sagrestano, director de la Codeson, ah, precisamente en Cajeme, el cuñado de Morales le tiró con la chamba que le había conseguido en la Jurisdicción Sanitaria No. 4, muy molesto e indignado por una agachada que se le hizo a su hermana, o sea que para varios Secretarios el “Nuevo Sonora” también significa  “nuevas concubinas”.    Orale!
El sábado en Ciudad Obregón la familia del joven Gerardo Fernández Félix, familiares, vecinos y amigos realizaban de nuevo una protesta frente al lugar de los arraigos, lugar donde también nos presentamos al recibir un mensaje-invitación en nuestro cel.
Se le hizo un llamado al procurador Carlos Navarro Sugich para que libere ya a Gerardo Fernández Félix del arraigo en el que está preso  desde hace 19 días en un cuarto – celda de la calle Coahuila y 200 debido a su presunto conocimiento de los planes que tenía su hermano Manuel Alberto para asesinar a Eduardo Castro Luque.    El padre de Manuel Alberto (el diputado suplente) y de Gerardo, ofreció una conferencia de prensa en la que denunció un atropello por parte de la Procuraduría al mantener un arraigo que, dijo, no se justifica, y a través del amigo y brillante abogado defensor, Pedro Haro Álvarez, dio a conocer una orden del Juzgado Octavo de Distrito a la Procuraduría del Estado para que cese el arraigo.
Con fundamento en la Ley, dice la orden, se concede la suspensión provisional al agraviado Gerardo Fernández Félix para que cese el arraigo que reclama en la calle Coahuila número 949, advirtiéndose que esta medida puede suspenderse si Gerardo dejara de presentarse a las citas que le hagan las autoridades investigadoras del caso.    Asimismo se señala que el Procurador y el agente del Ministerio Público tienen un plazo para consignar o dejar en libertad al arraigado, y al no cumplir con esta orden, afirmó el abogado defensor, el Procurador y el agente del MP incurren en un desacato ante el VIII Juzgado de Distrito.
Enseguida el doctor Fernández retomó la palabra para asegurar que este desacato es ya falta de respeto a la ley, como lo son, dijo, la tortura a los arraigados en condiciones infrahumanas, el acoso a su familia y el uso de videos para armar escenas propias de una telenovela.    Señaló que el procurador Carlos Navarro Sugich reafirma un patrón de conducta que se caracteriza por no apegarse al estado de derecho, pues mantiene el arraigo de Gerardo y al mismo tiempo manifiesta que no tiene elementos para consignarlo.
Fernández Medina criticó las condiciones en las que se realizan los arraigos donde “los detenidos son tratados como animales sin saber las autoridades si son culpables o inocentes”, indicando que la Comisión de Derechos Humanos, añadió, sólo es un espectador de estas condiciones de denigración humana.
Comentó que el arraigo según la ley debe realizarse en la casa del presunto sin interrumpir sus actividades laborales o de estudio, “como es el caso de mi hijo quien ya ha perdido muchos días de escuela”.
“No voy a suplicar a las autoridades sino a exigirles que sean responsables e impartan la justicia y no la injusticia en el Estado de Sonora. Exijo la liberación de Gerardo y de todos aquellos que están arraigados sin justificación”, enfatizo.   Aseguró que el objetivo de las autoridades en este caso es torturar a su familia para mantenerla como rehén. “No hay otras palabras para definir esta situación: Mi hijo está secuestrado, es un rehén… no hay razones para consignarlo. Tienen que liberarlo ya, como lo ha ordenado el Juzgado de Distrito”.
“En esto sólo hay prepotencia, caprichos de las autoridades… ésa es la situación”, expresó.   Además de los padres de Manuel y Gerardo Fernández, estuvo el hijo menor de la familia, Daniel, quien se encuentra en esta ciudad (él estudia en Hermosillo) protegido por un amparo judicial.
Correo: Alberto_camacho1@yahoo.com.mx.

Un comentario

  1. carlos a. quintero

    sin comentarios el estado de sonora se encuentra dividido por la ineptitud del que se dise gobernador de todo sonora sabiendo que nada mas gobierna para su propio fin politico social… tenemos a un hugo chavez cualquiera ante nosotros

Deja un Comentario

Tu dirección de email no será publicada. Required fields are marked *

*