Columna Política Regional

“En todo el tiempo que tengo de conocer a alcaldes de Cajeme, les puedo asegurar que Manolo Barro, es el mejor alcalde en la historia de Cajeme”: Guillermo Padrés

Dice el maestro de la fina pluma periodística Rafael Cano Castro en su “Juglar de la red” –”Ehui.com”—, que no hay nada mejor para un reportero que tener de primera mano los elementos que le permitan sustentar sus afirmaciones, no solamente da una idea real de la situación, también lo ubican en un contexto que es movible, que cambia con relativa facilidad y eso es justamente lo que nos sucedió en Cajeme.
“Esperaba una sociedad arisca que por doquier se manifestaría en contra del gobernador Guillermo Padrés y del alcalde Manolo Barro Borgaro, pero no hubo tal; ví a colegas de los medios de comunicación quienes me dieron detalles de cómo el movimiento en contra del acueducto “Independencia” ha venido a menos.   “La gira por Cajeme que realizó el gobernador Padrés Elías fue gratificante para él, para su gobierno y para el alcalde de aquel municipio.
“Sin lugar a dudas el mejor evento de todos fue la entrega de viviendas a familias que durante más de 20 años habitaron una humilde casa de cartón y que ahora ya no tienen que estar con “el Jesús en la boca” cuando ven asomarse nubes en el horizonte.
“Ese sentimiento lo definió muy bien la señora Georgina Valenzuela Amparano, una de las beneficiadas, cuando dijo: “anoche hubo viento y luego llovió, pero nosotros ni cuenta nos dimos”.
“Es que en Cajeme, la Sedesol aplica un programa que consiste en dotar con una vivienda de material a todas aquellas familias que habitan en casas de cartón; según el censo realizado por el Ayuntamiento son aproximadamente mil 500 sustituciones de casas y al momento ya se han realizado mil.
“Fui testigo de cómo el gobernador, en pleno vuelo, acordó con el delegado de la Sedesol en Sonora, Gustavo de Unanue Galla que de un programa de vivienda federal se destinarán los recursos suficientes para construir las 500 casas que faltan en Cajeme para cumplir con la meta y acabar con las casas de cartón.
“Visitamos la obra del “Parador Turístico Yaqui”, muy cerca de Loma de Guamúchil y escuchamos la instrucción de Padrés Elías a José Inés Palaox, titular de la Sidur, para que la escultura que representa a la etnia Yaqui, sea la más alta de toda Latinoamerica, incluso superior a la del “Cristo de Corcovado” en Rio de Janeiro.
“Esta obra no solamente dignifica a la etnia Yaqui, tiene un alto simbolismo religioso y les permite generar fuentes de empleo y comercialización de sus artesanías tradicionales.
“Cuando llegamos al hotel donde se tomaría protesta a los miembros del Consejo de Planeación del Desarrollo de Cajeme (Coplader), a la entrada había una manifestación en contra del acueducto.
“No eran más de diez personas y al gobernador no le tomó más de dos minutos saludarlos de mano a todos, aunque hubo dos que se negaron al saludo. Luego de eso, no hubo nada más en contra del acueducto “Independencia”.
“Es paradójico, pero mientras afuera el pequeño grupo de manifestaba sin mayor respaldo popular, la clase empresarial de Cajeme estaba adentro y algunos de ellos, que en el pasado reciente fueron opositores, ahora tomaban la protesta como miembros de dicho Consejo.
“Y es que el propio Padrés Elías nos los explicó más tarde: “Es válido que se expresen en contra de una acción de gobierno, pero eso no implica que deban rechazar todo lo que les ofrecemos para su desarrollo”.
“Y no es poco lo que el gobierno del Estado le ha dedicado a Cajeme este año: una inversión histórica de mil millones de pesos.
“Ya luego de ese evento, se trasladó al Mercado Municipal y no encontró reclamos o reproches; sí le hicieron solicitudes para atender casos específicos, preguntas sobre el proyecto educativo y muchos gritos de apoyo y respaldo a sus acciones de gobierno.
“En verdad, nadie gritó que sí al Novillo, pero nadie expresó su oposición.
“Subirse a un camión de la “Ruta 1” y vivir en carne propia las penurias de los usuarios del servicio del transporte, fue también un detonante que llevó a la toma de decisiones.
“La unidad que abordó, no solamente traía apagada la refrigeración, también estaba sucia y olía mal, iba atiborrada de pasaje a quienes no les quedaba más que aguantar ese mal servicio.
“Eso determinó iniciar un operativo a favor del usuario y presionar a los concesionarios del transporte público para que cumplan la parte de su acuerdo y dignificación el servicio que brindan a los usuarios.
“Creo que algunos camiones iban a ser retirados del servicio, al menos esa fue la instrucción. Y puedo agregar una revisión en torno en torno al grupo que presiona en contra del Plan Sonora Sí.
“Hace algunos meses, en Casa de Gobierno, Padrés Elías los atendió en una audiencia privada; la intención de ellos era presentar la opción de una planta desaladora para abastecer a Hermosillo y les hicieron acompañar de la empresa israelí que tenía tecnología para hacerla que además, supuestamente garantizaba un precio de 10.50 pesos el metro cúbico.
“Cuál sería la sorpresa que luego de la presentación y al preguntarle a la empresa judía si garantizaba por escrito el precio del metro cúbico que ofrecía el grupo opositor, simplemente dijeron que no, que eso era imposible y que jamás les habían dicho a los agricultores de Cajeme que los llevaban, que eso fuera posible.
“El asunto no paró ahí; meses después, esa misma empresa israelí le comunicò por escrito al gobernador Padrés Elías la imposibilidad de llegar a acuerdos con los agricultores que originalmente los habían contratado y reiteraban su dicho de que era imposible construir una planta desaladora cuyo costo de producción fuera de 10.50 pesos el metro cúbico.
“El mito de que desalar es la opción para resolver el problema de abasto de agua de Hermosillo, uno de los argumentos del grupo opositor, murió en ese momento.
MANOLO, EL MEJOR ALCALDE: GPE
“En todo el tiempo que tengo de conocer a alcaldes de Cajeme, les puedo asegurar que Manolo Barro, es el mejor alcalde en la historia de Cajeme”, lo dijo el gobernador Guillermo Padrés en la colonia “Manlio Fabio Beltrones”, de Cajeme, frente al alcalde que brincó de gusto en su silla…y a él sí que le cambió el rostro”.

Deja un Comentario

Tu dirección de email no será publicada. Required fields are marked *

*